Los 5 juegos más influyentes de Metroid y su 35 aniversario

Compartimos 5 de los títulos más influyentes de la saga Metroid con motivo de la inminente celebración de su 35 aniversario.

Hay quien sostiene que la nostalgia, dentro del mundo de los videojuegos, no es más que una defensa irracional de aquellos títulos que marcaron en nosotros una impronta jugable. No obstante, junto a dicha visceralidad coexiste una cuestión que en ocasiones se escapa de nuestras ecuaciones. Muchos de esos juegos formaron parte no solo de nuestras etapas más tempranas, sino también del nacimiento de una industria que nos obsequiaba con una nueva forma de entender el entretenimiento. Por todo ello, y por más, la saga protagonizada por la afamada cazarrecompensas Samus Aran ocupa un lugar central dentro de la historia de los videojuegos. Y qué mejor forma de rendir pleitesía a Metroid con un ojo puesto en su 35 aniversario y otro en Metroid Prime 4, que repasando los 5 títulos más influyentes de la mítica saga de los de Kioto. ¿Nos acompañáis en este viaje intergaláctico?

Metroid (NES)

Corría la década de los 90. Una época en la que, al menos en lo que a un servidor respecta, el protagonismo videojueguil lo ocupaba mi querida e incombustible NES. Y fue, precisamente, en aquel momento de mi vida, cuando Metroid se erigió, desde el minuto uno de juego, como uno de los protagonistas principales. Su completísimo manual a todo color (algunos, desgraciadamente, no sabréis ni lo que es eso) daba paso a un shooter horizontal en el que cobraba total protagonismo la armonía existente entre los toques RPG (power-ups, diversos finales, etc.), la acción y la exploración, con un sistema de backtracking que rompió, para bien, todos mis esquemas. En definitiva, un explosivo cóctel intergaláctico en el que, por primera vez, una mujer, cuya misión pasaba por recuperar unas muestras de unos organismos llamados “Metroid” en el planeta Zebes, era la única protagonista.

Super Metroid (SNES)

Es cierto que la primera entrega de la saga marcó un antes y un después. No obstante, las limitaciones técnicas de la NES eran más que palpables. Por todo ello, Super Metroid supo aprovechar el potencial del Cerebro de la Bestia para aportarnos un título que llevó a la excelencia la fórmula jugable de la franquicia. Un verdadero metroidvania, antes incluso de que acuñáramos dicho término, que supo, por otro lado, conjugar sus señas de identidad con un gran apartado gráfico, sonoro y jugable.

Metroid Prime (GameCube)

Retro Studios supuso un punto de inflexión en la saga. Y es que Metroid Prime, y su excelsa propuesta en primera persona, nos trajo una reinterpretación que mantenía intactas muchos de sus pilares jugables. Un juego que, por si fuera poco, supo exprimir un sistema como GameCube a la perfección. La lluvia al caer sobre nosotros, nuestra respiración empañando el cristal del casco… Por primera vez, la sensación de ponernos en la armadura de Samus era total y absoluta. Es cierto que Corruption mejoró en casi todo a la prime-ra entrega de la trilogía, pero no resulta menos cierto afirmar que no aportó, más allá de un excelente arco argumental y un sistema de control bastante mejorado, ningún aspecto revolucionario.

Metroid Fusion (GBA)

Fusion supo demostrar que, con Prime en el mercado, aún había espacio para una entrega más “respetuosa” con los inicios de la saga. Y es que nos encontramos ante un título que supo ofrecernos una experiencia más clásica (y lineal) que, por otro lado, no renunciaba a la exploración y a una interesante narrativa. Resulta curioso, pero mi principal recuerdo de esta obra atemporal pasa por un apartado artístico (en el que destacaban sus juegos de luces) que logró sobresaltarme en más de una ocasión. Aún hoy me parece mentira que el último juego de la franquicia, cronológicamente hablando, luciera tan bien en mi GBA.

Metroid: Other M (Wii)

Puede que Metroid: Other M no sea un juego presente en la mayoría de quinielas. Y es que nos referimos a una entrega que se alejaba de la exitosa fórmula de Prime y que, para más inri, nos presentaba un apartado narrativo cuando menos polémico. A pesar de todo, Team Ninja nos trajo una arriesgada propuesta, que supo volver a revolucionar los pilares de la saga (a juicio de cada uno analizar si lo hizo con mayor menor acierto) con un cóctel que agitaba, en una curiosa mezcla, las secciones en primera persona, la acción y los puzles en 2.5D. Un homenaje a la serie que, por primera vez, apostaba por la introspección al presentarnos a nuestra cazarrecompensas favorita más humana que nunca.

No voy a negarlo, limitar este listado a 5 títulos puede parecer injusto. No obstante, se trata de una decisión más que meditada. Y es que en Nintendúo nos gustaría completar dicha lista, de una forma totalmente proactiva, con vuestros juegos favoritos de la saga. Eso sí, no sin antes lanzar, con la vista puesta en Metroid y su 35 aniversario (no solo Link cumple años), una pregunta al aire, ¿cuáles son vuestras apuestas de futuro para Samus?

Redactado por:
editor de Nintendúo
Murakamiano empedernido, Pynchoniano de nacimiento. Un desconcierto continuo en mundobola desde 1981. Escribo cosas en NintenDúo.